Diferencias entre Yoga y Pilates

By |13 diciembre 2019|

Las principales diferencias entre Yoga y el Pilates es que en Pilates se centra en la  flexibilidad muscular, tonificación, elasticidad y está inspirado en criterios médicos vinculados a la traumatología, Kinesiología y Fisioterapia. El Yoga se cree que tiene 35 siglos de antigüedad, el más común es el Hatha yoga y se centra mucho en la elasticidad, concentración y meditación. Su práctica se asocia con el Hinduismo, el Budismo y Jainismo.

¿Con cuál me identifico más?

El Pilates se creó en los años 20 como entrenamiento para bailarines que necesitaban tener tanto flexibilidad como estar musculados, Joseph Pilates, su creador, sufría de múltiples problemas físicos, ésto le llevó a estudiar el cuerpo humano en profundidad para poder desarrollar su técnica. Con el paso del tiempo, esta técnica ha mejorado gracias a los avances médicos y a la continua formación de los profesores para estar al día de los nuevos estudios de Fisioterapia, y enfocarlo no sólo a ponerte en forma, si no también como medio terapéutico para rehabilitaciones y recuperaciones de problemas musculares. 

Como Joseph Pilates solía decir:

“Eres tan joven o tan viejo como te sientes. Si tu espalda es rígida con 30 años, entonces eres viejo. Si consigues que sea móvil y flexible a los 60, entonces te seguirás manteniendo joven”

Beneficios del Pilates:

Mejora tu postura corporal. Al trabajar los músculos de la espalda y el abdomen, mejora automáticamente tu postura corporal. Tras unas sesiones notarás que tu espalda es más fuerte, andas más erguido y te sientas más derecho en la oficina.

Ayuda a combatir el estrés: La práctica regular de la disciplina también aporta muchos beneficios al sistema nervioso, al usar el control mental sobre el movimiento, la fuerza, el equilibrio y la respiración nuestros niveles de estrés caen de forma considerable.

Sirve como entrenamiento complementario para los atletas de deportes de alto rendimiento. Pilates es una práctica perfecta para aquellos que quieren complementar sus sesiones de «running», natación, tenis o ciclismo. También para aquellos que hacen sesiones de cardio para perder calorías y quieren también fortalecer la espalda y el abdomen.

Pilates ayuda a mejorar la flexibilidad, necesaria para otras actividades. En general, cuanto más masa muscular se tiene, menos flexible se suele ser. Pero el enfoque de Pilates en el estiramiento ayuda a prevenir lesiones y tensiones musculares, además de a aumentar el rango de movimiento.

 

 

El Yoga se refiere a una disciplina física y mental que se originó en la India, no se sabe a ciencia cierta cómo se originó pero  fue pasando de generación en generación a través de enseñanzas, culturas, y religiones. La técnica más extendida en Europa es el Hatha yoga, en el cual se suelen hacer posturas llamadas “Asanas” con distintos dibujos. Se trata de un sistema de posturas físicas cuyo propósito es lograr que el cuerpo esté apto para la meditación. Las asanas generan serenidad física y mental; de tal forma que un yogui devoto pueda sentarse durante varias horas en una postura de meditación sin sufrir fatiga o inquietud. Una de sus asanas principales es la flor de loto y el saludo al sol.

 

Beneficios del Yoga:

 

Reducción del estrés. Una serie de estudios ha mostrado que el Yoga puede ayudar a disminuir el estrés y la ansiedad. También puede mejorar tu estado de ánimo y tu sensación de bienestar general.

Mejor estado físico. Practicar Yoga puede generar mejor equilibrio, flexibilidad, amplitud de movimiento y fuerza.

Refuerza el sistema inmunitario. Algunas posturas de Yoga efectúan un masaje suave sobre los órganos internos y revitalizan todo el cuerpo, haciendo que circulen mejor las energías. En este sentido, la práctica del Yoga, como nos enseña a respirar mejor, ayuda a que la sangre circule mejor y con ello hace que los órganos funcionen también mejor. Por lo tanto mejora la salud general del cuerpo.